facebook

Por: Jasper Van Diker

Recientemente tuve la suerte de visitar Teherán por un tema laboral y, a pesar de no tener mucho tiempo, encontré la oportunidad de tomar un día y visitar esta maravillosa ciudad. 

Siendo la capital de Irán, es la ciudad más poblada con un área metropolitana que alberga a 15 millones de personas y es la ciudad más poblada del Este de Asia.

Los orígenes de la ciudad son inciertos, pero su historia se remonta a 7 mil años.  

Gente orgullosa de su cultura

El inglés es la segunda lengua y, a pesar de que su caligrafía parecería árabe, su idioma es el Farsi, de lo cual son muy orgullosos y hacen hincapié cada vez que pueden, de que no son árabes como mucha gente los considera. 

He tenido la oportunidad de viajar por el medio oriente pero Irán es definitivamente diferente. Son una cultura muy abierta a la vida occidental y son tan amistosos que no es de sorprenderse de que cada persona con la que uno habla en la calle, trate de invitarte a cenar su casa y acercar a su familia a esta experiencia.

Solo efectivo

Irán es una sociedad que se mueve solamente en efectivo.

Gracias a los 30 años de embargo norteamericano, las tarjetas de crédito no existen ni tampoco cajeros automáticos para turistas. Esto quiere decir que se deberá traer mucho efectivo y aprender a contar muy bien, pues su economía acarrea muchos ceros. Un dólar equivale a 10 mil riales. Con 100 dólares uno se convierte rápidamente en un millonario.

Regateo

La cultura iraní adora el regateo en todo negocio, lo cual para un ecuatoriano es de alguna manera común, como cuando negocia en el mercado de Otavalo y sus habilidades al momento de la negociación le serán de utilidad.

Gastronomía persa 

Los platos típicos iraníes contienen una combinación de arroz y carne, que varía entre cordero, pollo y pescado junto con vegetales, hierbas y nueces. Además, granadas, duraznos, pasas y ciruelas. La comida es muy variada y exótica.

Timche Akbarian Teahouse

Escondido entre los innumerables bazares en el centro dela ciudad se encuentra el Timche Akbarian. Esta casa de té ocupa el espacio del que fuera el primer banco de Irán fundando en 1774. Compuesto por pequeños cuartos adornados con alfombras persas alrededor de una fuente y una piscina, es un lugar que no debe dejar de visitarse. Entre las 10 am y las 3 pm sirven platos tradicionales como el dizi, plato que combina cordero, papas y alverjas en un estofado delicioso. El resto del día se sirve té y se acompaña con las tradicionales pipas de agua.

Palacio Golestan 

The Palacio Golestan es un complejo real de la era Qajar, es uno de los monumentos históricos más antiguos de la ciudad y constituye uno de los patrimonios de la humanidad. El palacio es parte de un conjunto de edificaciones reales que una vez estuvieron encerradas tras las murallas que las protegían y consiste de bellos jardines, artesanías y obsequios de origen europeo que datan de los siglos 18 y 19. 

Trono de mármol  (Takht e Marmar)

Esta terraza espectacular conocida como el trono de mármol fue construida en 1806 por orden de Fath Ali Shah de la dinastía Qajar (1797–1834). Ricamente adornada por pinturas, esculturas del maármol, baldosas, espejos y estuco, esta estructura representa lo mejor de la arquitectura iraní.  

La estructura del trono está compuesta por 65 piezas del famoso mármol amarillo y el sitio contiene tumbas de varios reyes, siendo la más hermosa la del Rey persa Naser al-Din, quien gobernara por más tiempo a su pueblo (1848-1996).  

Los ecuatorianos no requieren visa para entrar a Irán.

 

Lee en línea nuestra 29va edición

portada sep oct

hotel del parque quito
swiss bodas 2018
copa
swisshotel cheese wine
avianca
Swissotel Tanosshi

Swisshotel Catering Touch

banner-marriot

misfotosec

jaboneriawilson misty 250px 250px

dentrix

Desarrollo web por: www.contacto.com